¡45.000 Visitantes anuales en 2015!

Estamos de enhorabuena en “Iguales y Diferentes”.

Este año hemos recibido más de ¡45.000 visitantes! Gracias a todos por venir a leernos.

En el año 2012, comencé este blog con la idea de ir mostrando mis investigaciones e inquietudes científicas asociadas a la Ciudad, la Identidad, la Desigualdad, la Exclusión y la Violencia en nuestras ciudades. Para ello, me apoyé en el proyecto de investigación que comenzaba a dirigir ese año sobre “Identidades Sociales y Crisis económica” financiado por el Gobierno de España. En el fondo, el proyecto buscaba comprender cómo las personas gestionamos nuestras formas de identificación.

Ello me llevó a sumergirme en las ciudades, un campo que no habia explorado y me resultaba muy interesante y práctico para comprender los problemas sociales de nuestro tiempo, entre los que destacaba la Violencia Urbana creciente en las ciudades de Europa. Aterricé en Madrid y en sus ciudades “satélite” o más bien en el archipiélago urbano de Madrid, un conglomerado de ciudades, una red interurbana en plena recesión, dentro de un país asustado por la crisis, crecientemente desigual y con malas perspectivas de futuro inmediato en el que el Neoliberalismo práctico y real ejercía una fuerza muy poderosa cotidiana que alentaba la fragmentación en un lugar de la tierra tradicionalmente amistoso con el inmigrante, formado por inmigrantes de las tierras de España primero, mañana, del mundo.

La idea del blog surgió del apresamiento del conocimiento que significa el modelo tradicional de las Revistas de Investigación y los libros. El modelo actual de desarrollo científico está haciendo aguas. Los controles aumentan para pulir el conocimiento “válido” científicamente. Pero, a la vez, se cierran las puertas a la innovación a través de un sistema costosísimo que impide la transferencia del conocimiento rápida, precisa y concreta.

La comunicación mediante un blog científico se basa en la confianza en el emisor y un receptor genérico (académico y no académico, público y privado) que desea saber y tiene derecho a saber, así como en el contacto telemático posible entre uno y otro. Y, proporciona un instrumento magnífico para que el científico ofrezca a la comunidad no sólo sus respuestas finales, sino sus inquietudes y preguntas, surgidas de la propia investigación empírica, de la continua lectura y de los desaciertos constantes que le llevan, un día, a dar con la mejor explicación posible al fenómeno de estudio gracias al feedback con aquellos que están al otro lado.

En el caso de este blog, a ello están contribuyendo miles de personas en todo el mundo. En 2012 fueron sólo 2.583 visitantes; en 2013 fueron 17.515; en 2014, 27.987. Hoy, son ya: 44.062.

Gracias a todos.